Ve Hacienda la desaceleración como fenómeno transitorio

La economía nacional creció en el segundo semestre de este año a una tasa anual de 1.5 por ciento, poco más de un tercio de la registrada en el mismo periodo de 2012, que fue de 4.2 por ciento, reportó el martes el Instituto Nacional de Estadística y Geografía. Una vez publicados esos datos, la Secretaría de Hacienda redujo de 3.1 a 1.8 su previsión de crecimiento para 2013.

En el mismo foro, Mauro Leos, director para América Latina de Moody’s, dijo que el débil crecimiento a mediano y largo plazos abre unainterrrogante sobre la fortaleza económica. El crecimiento de la economía es una de las cosas que ha estado fallando a México, en términos comparativos con otros países de América Latina y el Caribe, expuso Leos.

El crecimiento promedio de la economía mexicana en los últimos años ha sido el más bajo entre los países latinoamericanos, cuyas deudas públicas son calificadas por Moody’s, sostuvo.

Sin embargo, en México la calificación del gobierno es de Baa1, comparable al grado de inversión, e indica una probabilidad muy baja de incumplimiento.

En México se ha mantenido durante los últimos años una política consistente de control del déficit fiscal, expuso el especialista. Entre 2008 y 2012, periodo que comprende la crisis financiera durante la cual algunos gobiernos aumentaron el gasto público e incurrieron en mayores déficit, México tuvo un desequilibrio promedio de 2 por ciento del PIB, unos 300 mil millones de pesos. En países con una calificación similar, como Rusia, Tailandia, Malasia o Sudáfrica, los déficit fiscales fueron de 5 por ciento del producto en promedio, durante el mismo periodo, explicó.

Respecto de las cuentas externas, los déficit que reportó el país en los últimos cinco años han sido financiados con inversión extranjera directa, dijo.

La fortaleza crediticia de México son sus finanzas públicas, pero su pendiente es el crecimiento económico, aseguró.

Prevén deterioro en pagos

La desaceleración de la economía mexicana, cuya tasa de crecimiento es una tercera parte de la que reportaba hace un año, provocará un incremento en la morosidad entre los usuarios de la banca y menor demanda de préstamos por parte de empresas y personas, advirtió Moody’s.

Esperamos un deterioro en la cartera de crédito de los bancos, en especial en el segmento de los préstamos al consumo y en los créditos personales, anticipó Felipe Carvallo, responsable de análisis del sistema financiero de Moody’s en México.

Los pagos vencidos entre los usuarios de tarjetas de crédito llegaron en junio a 14 mil 360 millones de pesos, 17 por ciento más que en el mismo mes de 2012, según la Comisión Nacional Bancaria y de Valores. La cartera vencida en los créditos de nómina subió a 4 mil 94 millones de pesos, con un aumento anual, también a junio, de 37 por ciento.

Durante el evento, Roxana Muñoz, analista de Moody’s para deuda emitida por gobiernos de estados y municipios, afirmó que la deuda contratada por estas entidades siguió en aumento hasta alcanzar 443 mil millones de pesos en junio pasado, 2 por ciento más que al cierre de 2012.

No ha habido acciones de los gobiernos estatales y muncipales por aumentar sus fuentes propias de ingresos ni para corregir los gastos operativos, dijo. La deuda ha crecido, mientras el gasto en infraestructura sigue a la baja, añadió.

Deja un comentario

Your email address will not be published.

You may use these <abbr title="HyperText Markup Language">html</abbr> tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

*